La Bocina subterránea. Parte I

En La Plata había una disquería en 45 entre 5 y 6. Los graves que sonaban ahí no tenían comparación. Averigué por el baffle y me dijeron que era un Kiplish.

La carrera de ingeniería en telecomunicaciones de la UNLP incluía Acústica, una  materia de un año. Me encantó esa materia. El libro de cabecera era Acústica de Leo Beranek. Beranek dedica mas de un capítulo a las bocinas, un artefacto de uso obligado en los 40 o 50s para tener bajos con buena potencia y eficiencia. Mas aun:  era el ingenio que en las vitrolas permitía amplificar la vibración que la aguja transmitía al diafragma.

Me pareció recontra elegante la solución, una maravilla conceptual. Elegante.  Fue ese año que me enteré que Kiplish había diseñado una bocina plegada que era aquel baffle que sonaba tan bien.

Con el paso de los años aparecieron los watts de a centenares y baratos y todo terminó con la solución de fuerza bruta: mucha potencia en cajas cerradas muy amortiguadas.

La ventaja de no usar bocinas: ahorro de espacio, evitar resonancias en bocinas mal diseñadas.

El precio de abandonar las bocinas: no tan bajas frecuencias  y baja eficiencia (watts acústicos / watts eléctricos). Los que saben dicen que la calidad de los bajos de estas cajas es bastante inferior que los bajos de las bocinas.

Llegamos al siglo XXI, estoy encarando la casa y vuelve mi enamoramiento con las bocinas. Es una oportunidad única: puedo meter la bocina debajo de la casa, una bocina de mampostería tan grande como quiera…

Esta es la idea,

esquema de la bocina

Bocina bajo platea

la bocina cruza el living. La boca por donde sale el sonido tiene unos 18.000 cm2 (estoy negociando con mi esposa!), tiene forma triangular y ocupa un rincón. Es un triangulo de unos 160 cm de lado cubierto con metal desplegado lo suficientemente fuerte para poder pararse arriba.

Esta es la respuesta en frecuencia:

p.d. recomiendo Hornresp para diseñar la bocina. Es muy intuitivo.

Sigue en La Bocina Subterránea. Parte II donde hay fotos de la construcción.

Esta entrada fue publicada en bocina exponencial y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a La Bocina subterránea. Parte I

  1. Gustavo dijo:

    Animal.

    Me gusta

  2. Mauro dijo:

    La bocina subterránea gigante podría servir para ahuyentar a potenciales intrusos…

    Me gusta

    • Julio dijo:

      le mando un terrible BUMM o grito de dinosaurio de sorpresa y me encuentro con el living lleno de intrusos muertos de un síncope🙂

      Me gusta

      • Nestor dijo:

        Te acordas quando vivias en a casita, que yo conoci, un chalesito e estavan robando nesos dias por ai, y era de madrugada com mucha luz de luna y estavas en el alero de la casa en a sonbra de la luna y los tios venian cominando para dentro de tu casa y quando estavan cerquita les preguntastes que estaban buscando????……rsrsrsrs el susto que llevaron……rsrs

        Me gusta

      • Julio dijo:

        si🙂 casi lo mato del susto al ladrón frustrado. Fue una noche del final de la primavera. El barrio no tenía luz en ese entonces. Yo estaba sentado afuera y lo vi pasar sigiloso hacia la puerta de mi casa. Lo vi porque su silueta se vio contra el lago brillante por la luz de la luna (por la contaminación lumínica ya no se puede ver el lago así, parecía un lago de mercurio). Cuando llegó a la puerta le dije desde la oscuridad (no me había visto, no podía verme) fingiendo normalidad: “Buenas noches”; el hombre no dijo nada, quedó inmóvil. Entonces le grité, con el mejor vozarrón que me salió, “buenas noches te dije, ¡Que mierda estas haciendo en la puerta!!”
        El susto que se llevó él y el cómplice (que estaba a pocos metros detrás de mi por el ruido de las piedritas) debe de haber sido grande porque corrieron como locos.

        Me gusta

  3. Nestor dijo:

    Espetacular !!!! pero que vas a hacer con la bocina ?
    Siemre pensei (y nunca hice nada por lo grandioso del emprendimiento) hacer un intercambiador de calor subterraneo aprobechando um benturi que cuando vi el dibujo que hiciste parecia……

    y asi la vida va pasando….

    Me gusta

    • Julio dijo:

      Hola Nestor,

      la bocina la voy a usar para tener graves graves. Aunque los CDs normales no tienen frecuencias por debajo de 70Hz se consiguen registros que llegan abajo de 70Hz. Por otra parte tengo un equipo pequeño cuyos bafles no soportan la combinacion volumen fuerte + refuerzo bajos en CDs comunes. Para un lugar pequeño esta OK pero para uno grande y construido con paredes de fardos de paja… no lo veo. La idea es poner un filtro pasa altos para los parlantes originales y a los bajos mandarlos por la bocina con un amplificador pedorro (con 1 W alcanza, tengo un retardito de 20ms que introduce la bocina que espero no se note mucho…)

      Yo pensé en al acumulador de piedras (incluso tengo una entrada en este blog, fijate en la entrada del 6 febrero 2010 mas abajo) para calentar y refrescar. Aca a la noche en verano refresca asi que no es necesario enfriar aire en la tierra.

      En España entierran una cañería le hacen circular aire y al aire enfriado lo introducen en el ambiente. Tiene un nombre el ingenio pero no lo acuerdo. Aqui el calor no es un tema, obvio.

      Me gusta

      • Mauro dijo:

        Bombas de calor? (heat pumps) son muy eficientes y económicas, tanto para calefaccionar como para refrigerar, pero son costosas a nivel de materiales y de instalación. Si no vas a tener gas de red por varios años, un intercambiador de calor puede ser una buena opción a nivel económico (habria que hacer los cálculos de amortización).

        Saludos,

        Me gusta

      • Julio dijo:

        cuando este viviendo veré si agrego algo de eso, algo casero nomas. Quizá se pueda usar un equipo de aire acondicionado, o una heladera vieja… hay que estudiarlo. He leido que el cañerío enterrado no es barato pero tambien he visto que ponen unos cuantos metros de caño de plastico en disposición de “resorte aplastado”… eso muy caro no puede ser.

        En USA venden las bombas de calor de todos los tamaños y colores y me han dicho lo mismo: costo operativo muy bajo, costo equipo e instalación muy alto. Pero si no tenes gas es una opcion. Y si el gas sube a precios internacionales ni hablar

        Me gusta

  4. Pingback: La Bocina « Construyendo nuestra casa con la técnica del GREB

Bienvenido tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s